Etiquetas

,

An Arab Woman Blues / Rebelión

(Traducido del inglés para Rebelión por Sinfo Fernández)

¿Sabían que…? Por supuesto que no. No quieren saber nada o no les preocupa saberlo. No, no lo saben.

Por eso, vayamos pasito a pasito a través la Ocupación, ¿de acuerdo? OK, así es como empezó…

Iraq antes de 2003. Barriadas mixtas. Matrimonios mixtos. Sin enfrentamientos sectarios… ¡Cuántas veces me repito a mi misma!

Iraq después de 2003. Enfrentamientos sectarios. Barriadas separadas. Ghettos amurallados. Divorcios… y… hogares perdidos.

OK, vayamos de nuevo poco a poco, ya que parecen un puñado de niños sin capacidad de comprensión alguna. Vds. tienen un hogar, una casa, un apartamento, un estudio, una parcela de tierra, una tienda, una chabola… lo que sea… Y tienen que abandonarlo por x razones, pero en nuestro caso fue porque Vds. nos obligaron a hacerlo.

Mientras tanto, van y se quedan sin medios para sobrevivir. Quieren volver. Vuelven. Sacan su llave, la meten en la cerradura de la puerta y ocurre que no pueden abrirla. Piensan que están soñando. Revisan la calle, el número, sí, están en el lugar correcto. Llaman a la puerta. Y abre una cara extraña. Y Vds. preguntan, ¿es éste mi hogar? ¡Pero si éste es mi hogar! Y la cara extraña les dice que se vayan al infierno, que ya no tienen ahí casa alguna.

Entonces van y rodean la casa, el edificio, la tienda, la chabola, lo que sea, y se pellizcan a sí mismos… y dicen: Juraría que ésa era mi casa y que éste era mi barrio. Entonces la realidad les golpea: ya no tienen casa alguna.

Si son de ese tipo de ciudadanos que creen en el imperio de la ley, van a ver a las “autoridades”, que se burlan de Vds. o les ofrecen 300$ como compensación. Vds. sacuden la cabeza con incredulidad y dicen: pero eso no puede ser. Por tanto, deciden buscar un abogado.

Les dicen que cuidado con quien vayan a escoger como abogado, porque todos los abogados honestos están fuera del país y pueden caer en las garras de algún charlatán, algún sectario hijo de perra que se llevará todo su dinero y les dejará sin blanca. Pero de todas formas lo intentan, sabiendo ya que las posibilidades son nulas. Porque NO HAY IMPERIO DE LA LEY EN UN PAIS OCUPADO DONDE REINA LA ANARQUIA.

¿Lo entienden ahora o les hago un dibujo?

Cualquiera que sea la cuestión, todavía no lo pillan, aunque vaya pasito a pasito.

OK, déjenme que lo intente a través de una pregunta, ya que son tan espesos.

¿Qué piensan que están haciendo esos cinco millones de refugiados iraquíes en los países vecinos desde 2003?

¿Piensan que están de vacaciones, de viaje de recreo?

Oh, veo que siguen sacudiendo aún esa retardada cabeza suya. ¿Todavía no lo pillan? ¿Tan difícil es de entender?

Quizá su nuevo Mesías, el “elegido”, el booma Obama [*] se lo explique o quizá el kundara Gordon Brown, ese grasiento –un baño a la semana- británico haga el trabajo.

O puede que su lobby sionista se lo aclare. Estoy segura que lo saben todo aunque pretendan que no saben nada. Vean cuán bobos que son.

Parezco una profesora de delincuentes juveniles.

¡Maldita sea, debo haberme equivocado de profesión! Aunque se decía que era realmente buena. Para ser honesta nunca traté con adolescentes… adolescentes mentales que me sacan de quicio. Y parece que estoy rodeada de ellos a la edad de cuarenta y tantos. Esos adolescentes SOCIOPATAS MENTALES son estadounidenses e ingleses en su mayoría. La cuestión va de DESARROLLO DETENIDO.

Y ya que esos dos países sufren de desarrollo detenido, tratan de infligir lo mismo a los demás. DETIENEN SU DESARROLLO. No, no sólo hacen eso. También DESTRUYEN CUALQUIER COSA QUE SEA DESARROLLO NATURAL.

Iré poco a poco otra vez, “queriditos”.

En Bagdad, la ciudad que mejor conozco, no había barriadas predominantemente sunníes, chiíes o cristianas. Eso es un MITO que sus desagradables medios de comunicación propagaron. Aunque hay una excepción, Al-Thawra, bautizada ahora como Ciudad Sadr. Ese basurero lleno de presidiarios, ladrones y forajidos era “predominantemente” chií. Un día les contaré la historia de Ciudad Sadr, pero hoy no. Hoy quiero seguir pasito a pasito con Vds. Yalla, inteligentes, allá van, tengan una piruleta mientras voy caminando a través del Bagdad post-2003.

Olvidemos por un momento la Zona Verde…

Ya sé, ya sé que les encantan los divertimentos que allí encuentran. El Tío Sam, la Tía, Papá y Mamá son algunos de los regalos almacenados para Vds. allí, pero permítanme, para variar, caminar por la Zona Roja.

No se asusten. Venga ya, y yo que pensaba que eran tan valientes y que se chiflaban por las películas de Rambo.

La tía Layla les está agarrando de sus “dulces” manitas, no tengan miedo.

Miren hacia esa barriada, por ejemplo, se llama Arassat Al-Hindiya.

Vean las bellas casas junto al río – al pie del agua.

Permítanme que les diga quién habita allí actualmente: Desde que su papa y su mama nos liberaron, de esas casas se apoderó el Consejo Supremo de Engendros de Irán: el grupo Hakim/Badr, el Dawa de Maliki y los pastores rurales/tribales del grupo Barazani/Talabani.

Eso es lo que hicieron. Se apropiaron de las casas. Después, cuando el propietario se presenta a reclamar alguna, dependiendo de quién sea ese propietario, dicen: Es nuestra, o le ofrecen algún dinero para comprarla. Si Vd. anda escaso de dinero porque ha estado mucho tiempo exiliado, es posible que ceda. Pero si no cede y replica que esa es su casa, le obsequiarán con su sonrisa amarillenta sectaria chauvinista chií o kurda y dirán: No tiene ninguna opción.

Cojamos ahora, por ejemplo, otra barriada “cool”: Yarmuk y Jadriya. Hacemos lo mismo.

O cojamos Mansour o Karrada, lo mismo.

Ahora bien, si ocurre que vivían en una zona ligeramente más popular, como Dora, Amil, Haifa, Falastin, Sleij… entonces si que no tienen ninguna posibilidad en absoluto. Si los que se han apropiado de su casa están armados… pueden besar su casa y decirle adiós. NO se moverán. A menos que Vds. estén dispuestos a pagar mucho dinero. Y si no tienen mucho dinero, están bien jodidos.

Pero hay más posibilidades.

Puede que hayan dejado su casa y le hayan pedido a alguien que se la cuide. Ese alguien perdió su hogar durante su inacabable “liberación” y se trasladó a la suya. Pero tiene poco dinero o sus familiares también perdieron sus casas. Por eso alquila algunas habitaciones o trae a más gente a vivir con él. Y cuando Vd. vuelve y quiere que le devuelvan su casa, ¿qué va a hacer con las tres o cuatro familias que están viviendo allí? ¿Dónde van a irse? Otra vez, están bien jodidos.

O cojamos otro ejemplo. Vd. tiene una parcela o algunas propiedades y su padre, o su hermana, o su hermano, o su madre, o su hija, o su sobrino, o su tío, o su tía… fueron secuestrados y torturados por los escuadrones de la muerte que USTEDES [ocupantes] pusieron en marcha, y le piden un rescate. Por eso Vd. vende su casa, tierra, propiedades, chabola, tienda, lo que sea, para pagar a sus secuestradores con tal de que les liberen. Si no tiene dinero, lo pide prestado. Pero después tiene que devolverlo. Por eso tiene que vender todo lo que posea. ¿Y qué pasa si quiere regresar?

No puede. Está hasta el cuello de deudas, tratando de terminar de pagarlas y no tiene nada adonde regresar. De nuevo está bien jodido.

Vayamos aún un poco más allá. Vd. vive en alguna parcela de tierra, en una casita en las afueras de Bagdad. Se va porque le han amenazado con matarle, con violarle, con torturarle… Un momento después de marcharse, llegan e instalan sus hogares en su tierra. La zona se convierte toda ella en chií, sabe que nunca podrá regresar a esa tierra. Por eso, ¿qué hace Vd.? Trata de venderla confiando en que los que la ocuparon quieran comprarla. Desde el momento en que la cogieron por la fuerza, ¡¿por qué iban a comprarla?! Así que Vd. va, empaqueta sus maletas y emigrar a Occidente a algún país/burdel abandonado de la mano de Dios.

Eso es lo que sucedió y lo que está sucediendo con nuestros hogares desde que decidieron “liberarnos”.

¿Lo entienden ahora? Seguro que no. Nunca entenderán.

Pero, hey, Vds. comprendían cuando un terremoto o un huracán soplaba sobre Vds. ¿no es verdad? Al menos podían culpar de eso a un desastre natural.

Adivinen qué, desgraciados, Vds. son un desastre para mí, un desastre hecho por el hombre. Un desastre como pueblo y un desastre como nación. (Asquerosos británicos, estáis también incluidos ahí).

Y le pido al Altísimo que cada vez que metáis esa llave en aquel agujero e intentéis abrir, la puerta permanezca cerrada y bloqueada ante vuestra cara.

Sólo entonces, me/nos recordareis y recordareis vuestro “hogar, dulce hogar”.

N. de la T.:

[*] Booma significa lechuza, pero en dialecto iraquí significa también alguien muy estúpido.

Kundara: Véase http://en.wikipedia.org/wiki/Kundara

Enlace con texto original:

http://arabwomanblues.blogspot.com/2008/11/home-sweet-home.html

Anuncios